¿Por qué no puedo enfocar de cerca? Conoce la solución para mejores fotos de acercamiento.

 

¿Alguna vez has intentado fotografiar algo muy pequeño y cuando te acercas no logras que tu foto quede enfocada? Esto puede deberse a varias razones. ¿Quieres conocer cuáles son y cómo solucionar este problema? Continúa leyendo para mejorar tus fotos de acercamiento.

 

Distancia Mínima de Enfoque

La primera y más probable razón que puede estar impidiendo que tus fotos queden enfocadas es el objetivo que estás utilizando. Todos los objetivos tienen una distancia mínima de enfoque. Quiere decir que si te acercas más de esa distancia, el enfoque de la cámara no podrá hacer su trabajo. Por lo tanto, debes mantenerte dentro de esa distancia para que tus fotos queden enfocadas. Pero, ¿cómo sabrás cuál es la distancia mínima de tu objetivo? ¡Fácil! Tu objetivo debe indicar la distancia mínima por el lado del mismo. Si no lo encuentras, de seguro podrás conseguirlo en el manual de tu objetivo. Si la distancia de tu objetivo no es suficiente, necesitarás un objetivo con una distancia mínima menor. También puedes intentar alejarte un poco y utilizar el zoom de tu lente para mayor acercamiento.

 

Distancia Mínima de Enfoque

 

Falta de luz

Otra posible causa es que no haya suficiente luz en el ambiente para que tu cámara pueda enfocar. Pero para remediar esto, ¡no utilices el flash de tu cámara! Utilizar un flash muy cerca del objeto a fotografiar disparará una luz muy fuerte, y solo harás que pierda todo lo bonito de la foto sobreexponeniendo la misma. Para resolver este problema, procura encender alguna luz que haya cerca, o utiliza un flash externo rebotándolo en una pared o reflector. También puedes encender una linterna para enfocar y luego apagarla al momento de apretar el disparador si no deseas ese tipo de luz en tu foto.

 

Puntos de enfoque

Puede ser que no logres enfocar bien por el modo de autoenfoque que estás utilizando. Intenta utilizar los puntos de enfoque. Esta manera será más precisa a la hora de enfocar. Esto es sumamente importante para las fotos de acercamiento. Solo tienes que ubicar el punto de enfoque dentro de tu encuadre justo donde está el sujeto principal de la foto. De esta manera, le indicarás a tu cámara con mayor precisión en dónde debe autoenfocar. Pero, ¿por qué no mejor utilizar el modo de enfoque Manual? Podrías intentarlo. Sin embargo, al utilizar tu objetivo en el modo de enfoque manual estarás confiando completamente en tu vista, y corres el riesgo de que, al ver la foto ampliada en tu computadora o impresa, notes que realmente no estaba en foco como creías.

 

Estos sencillos consejos pueden hacer una gran diferencia al tomar fotos de acercamientos. ¿Te encantan este tipo de fotos? Considera añadir a tu equipo fotográfico un objetivo Macro. Este tipo de objetivo se especializa en lograr increíbles fotos de acercamiento con gran definición de detalles. Mira estos asombrosos ejemplos de fotografía macro para que te inspires: 15 fotos para inspirarse a tomar fotografías macro.

  • La fotografía macro es muy útil también para conseguir texturas.
    Sin un objetivo adecuado, efectivamente, no podemos conseguir resultados óptimos para este tipo de trabajos.